El Hijop#t@ del Sombrero
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
Director:
Juan José Afonso
Actores:
Juan Carlos Vellido, Raquel Meroño, Juan DÍAZ, Alberto Jo Lee, Bárbara Merlo
Versión:
Miguel Hermoso
Música:
El Langui
Escenografía y Vestuario:
Elisa Sanz
Iluminación:
Carlos Alzueta
Construcción del Decorado:
Mambo Decorados
Fotografías:
Paco Navarro
Diseño Cartel:
GretaHelps
Ayte. Dirección y Regiduría:
Geli Albaladejo

Sinopsis

JACKIE (Juan Díaz) es un voluntarioso chico de barrio que no ha dejado de meterse en todo tipo de líos: alcohol, drogas y criminalidad de bajo nivel. Lo único salvable de su vida es VERÓNICA (Bárbara Merlo), un amor adolescente que ambos creen indestructible.
Su incondicional y gay primo adoptivo JULIO (Alberto Jo Lee), fanático de Bruce Lee, le apoya, pero sufre su permanente egoísmo. Ahora Jackie está en la buena senda: ha salido de la cárcel y se ha puesto en manos de una especie de guía o padrino: RAFA (Miguel Hermoso). Con él salió del universo de las adicciones y se enganchó a las buenas sensaciones… y a la amistad. Pero Verónica es una montaña rusa emocional, tan capaz de adorar como de odiar… de perdonar como de traicionar… y ella no ha dejado el vicio. Rafa pasa por una crisis matrimonial con VICTORIA (Raquel Meroño), una exitosa “broker” que se echó a perder por la cocaína y a la que Rafa “salvó” en su día como hace ahora con Jackie. Pero ahora Victoria se siente penosamente enganchada a Rafa.

TODOS insatisfechos.
TODOS buscan culpable.
TODOS en el sitio equivocado.

RAFA quiere tener controladas las vidas de su gente. JACKIE se conformaría con controlar su propia vida, pero no quiere parecerse a Rafa. VERÓNICA quiere a Jackie pero no puede evitar herirle constantemente, lo que fomenta un iracundo y peligroso rencor contra sí misma. JULIO quiere ayudar a todos… porque quiere que TODOS le quieran. Cada uno está inmerso en un círculo vicioso que implica a todos los demás.
Y VICTORIA lo que quiere es romper ese ciclo en pedazos, pero no sabe si quedará algo de ella tras la destrucción… Placer… Control… Deseo… Decepción… ¿Qué prevalecerá? Y otra cosa… ¡¿De quién demonios es el sombrero?!

El Autor

GUIRGIS, el animal. GUIRGIS, el poeta. GUIRGIS, el criminal. GUIRGIS, el chaval…

El que divierte sin contar chistes.
El que calla para que hablen sus personajes.
El adolescente que regateó a la madurez.
El que tiene la fórmula para seguir viviendo en la ingenuidad, golpe tras golpe.
El héroe solitario que llora en su guarida tras una dura jornada impartiendo justicia.

Palabra de Guirgis: “Escribí un artículo para el periódico de la universidad por un par de zapatillas usadas. Se supone que iba en serio, pero todo el mundo me dijo que se había tronchado conmigo. Me sentí bastante decepcionado… no paraba de oír: “¡Tronco tienes que seguir escribiendo!”…y acabé haciéndolo.”

GUIRGIS es un tipo especial. A veces se aísla. A veces se expone brutalmente.

Fundó en 1992 la compañía teatral “LAByrinth” junto a otros pocos actores a la búsqueda de un teatro que impactara al espectador por su cercanía social y por su jaspeante verdad; pero sin renunciar a la pura diversión. LABrynth quebró los moldes de Broadway. Creó un sistema de trabajo asociando actores que asumían riesgos artísticos y económicos para dar pulso y voz a unos textos tan rápidos como intensos.

Hoy en día es una de las compañías más activas de EE.UU.

El hijop*#@ del sombrero es su última obra. Estrenada en 2011, todavía se está representando en Nueva York, San Francisco, Buenos Aires… Resume el odioso tránsito que todos cruzamos hacia la responsabilidad. Cómo esquivamos la madurez con tretas adolescentes que nos estancan en adicciones… a veces a las sustancias y a veces a las personas. Y cómo ese misterio cósmico que llamamos “amor”, que nos aniquila y nos salva, parece insistir en sacar lo mejor de nosotros.

Guirgis escribe como si no fuera “autor”. Los personajes no son su coartada, son sus espías, que como los ángeles del “Cielo sobre Berlín” leen los pensamientos del yonki que canta con su guitarra en el metro, de la broker que llora en los servicios públicos de Wall Street, de la chica de buena familia que desciende al infierno de las cajas de cartón, del rebelde que tira a la basura sus libros de Kerouac. Escribe como si fuera el altavoz de la calle, de las casas, de los tejados y de los gatos de la ciudad.
Y lo más gracioso es que no quiere “tener gracia”, quiere hablar de cosas serias como la decepción, la traición, la amistad, el deseo, la ambición de uno por controlar su vida y tal vez la de los demás… pero luego va la gente… ¡Y se ríe!

Descargas

Dossier de la Obra

Reseña “lookandfashion”

Crítica en “Desde el Patio”

Likes(0)Dislikes(0)

Comments are closed.